Por Cristobal Jeldrez C.

Hace unos días atrás, el fin de semana que paso tuve la oportunidad de participar en un retiro de hombres el cual se llamó: “Piedad, antiguas disciplinas espirituales” la verdad que estuvo muy bueno, lo que más me quedó dando vueltas fue el contentamiento, he tenido la oportunidad de vivir ejerciendo esta disciplina pero con mucha facilidad se me olvida, y más en la situación que atraviesa mi país (chile) es este preciso momento.

Pero más allá de los temas que expusieron, más allá de la comida espiritual lo que mas disfrute y lo que mas me lleno el corazón fue compartir con hermanos en la fe, eso me recargo la pilas, eso lleno mi corazón de esperanza, alegría, fé.

Al llegar el dia domingo a mi casa lo unico que tenia en mente era el salmo 133:

!!Mirad cuán bueno y cuán delicioso es
    Habitar los hermanos juntos en armonía!

Es como el buen óleo sobre la cabeza,
El cual desciende sobre la barba,
La barba de Aarón,
Y baja hasta el borde de sus vestiduras;

Como el rocío de Hermón,
Que desciende sobre los montes de Sion;
Porque allí envía Jehová bendición,
Y vida eterna.

Vivimos en este retiro un momento excepcional, creo que vimos los presentes el mover del Espíritu Santo , pasó algo inesperado para mí, pudimos ver una confesión pública y masiva de un pecado que asola a la iglesia: “la pornografía”, se levantaron valientemente un grupo no menor de hermanos, en muestra de su condición pasada o presente, creo que el 80 % de los hermanos, se pusieron de pie, incluyendome, unos 60 aproximadamente, diciendo “Si yo en algún momento he visto y me he masturbado con pornografía”

Creo que eso no hubiese ocurrido en una instancia donde se le haya preguntado persona a persona, creo que el solo hecho de estar acompañados les dio la valentía, para que todos pudieran reconocer su pecado.

De este hecho he sacado algunas conclusiones y puedo decir fehacientemente que el Señor otra vez tiene la razón, el dejo a su iglesia para luchar juntos contra el pecado, es imposible ser cristiano y no contar con la iglesia, ser cristiano y ser el llanero solitario, ningún cristiano en la tierra puede luchar solo contra el pecado , y si esta solo es por que ha dejado de luchar.

El confesar los pecados ante nuestros hermanos nos da la primera victoria, hemos sacado a la luz el hongo que se anidaba en la oscuridad de nuestro corazón, además hemos dado los motivos del por que debemos orar por nuestros hermanos, la palabra dice que cuando pedimos conforme a su voluntad el nos escucha, el abandono del pecado es la voluntad de Dios pero debo saber con que pecado lucha mi hermano para pedir específicamente por el. A veces tal cual dice santiago, pedimos mal, para nuestros malos deseos, debemos sincerarnos, esa es una de las maneras eficaz de lucha contra el pecado.

Es mucho más fácil hacerlo con otros hermanos y mejor que te pueden entender por que comparten la misma lucha, los mismos sentimientos de frustración, la misma sensación de incapacidad frente a la tentación sexual, y el mismo nivel de derrota frente a la lujuria, ante la masturbación, ante la codicia de la mujer ajena.

Esto nos demuestra que no debemos luchar solos, contra ningún pecado, que debemos motivar la hermandad cristiana, sin fingimiento, sin doble cara, sin caretas de santidad, sino desde la sinceridad confesar unos a otros nuestras faltas que no son pocas.

Existe la idea implantada en la iglesia desde el adn mismo, que debemos ir a delante de Dios sin caretas, pero implícitamente que ante los hermanos debemos ponernos la careta y no confesar nuestro estado espiritual, cuando jamás a la luz de la escritura es cierto que debemos tener doble cara, uno para los hermanos y otra para Dios, yo leo confesar los pecados unos a otros motivandonos siempre orar.

Incluso existe otra excusa que usamos para no confesar, “es que no hay hermanos maduros para confesar este pecado”, “no hay nadie que entienda mi condición”, “hay tantos problemas en la congregación que no voy a molestar con lo mío si no es tan grave” y quizás hay muchas más, podrías escribir en los comentarios excusas que usas tu.

El Señor nos fortalezca, nos ayude a entender el propósito de la iglesia, a entender la gravedad del pecado, y la necesidad de confesar nuestro pecado. Si necesitas ayuda contactame , te puedo ayudar en el proceso de confesión y de guía para salir del pecado y si necesitas un software para bloquear el computador, tablets o celular revisa aquí, se llama covenant eyes

0 comentarios sobre “MIRAD CUÁN BUENO Y CUÁN DELICIOSO ES HABITAR LOS HERMANOS JUNTOS EN ARMONÍA”

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *