Por Cristobal Jeldrez

NO TODOS SON IGUALES

Definitivamente no todos los hombres están hecho del mismo material, y los procesos de forja son diferentes en todos, a pesar de ellos ninguno tiene excusa para erradicar el pecado sexual de su vida, todos tienen que tomar en serio la palabra de Dios, y ejecutarla por amor al Sacrificio de Cristo en la cruz del calvario, acaso no fue dicho “Si tu mano te hace pecar, córtatela. Es preferible entrar en la vida eterna con una sola mano que en el fuego inextinguible del infierno con las dos manos” Marcos 9:43

¿NECESITAMOS INCENTIVOS?

Que otro incentivo necesitamos para poner en la balanza lo siguiente, si lo que amamos realmente tiene el peso suficiente para para ser la contraparte de la muerte de Cristo en la cruz, ¿ hay algo que valga realmente la pena como para volver a crucificar a Cristo ? La pornografia, el dinero, una sexualidad desordenada, la lujuria, el placer o otra cosa.

¿PODREMOS EXCUSARNOS?

Tendremos alguna excusa buena delante del Señor para que el nos comprenda y nos diga, “si pobrecito tienes razón esa tentación es muy grande, yo nunca la experimente así que no se lo fuerte que es para ti” más bien la escritura nos dice que fue tentado en todo pero sin pecado. Hebreos 4:15 Jesus se compadece por nosotros, pero eso no es excusa para caer, caer y caer en pecado, si ya has experimentado la libertad del mismo, tu debes huir, correr en dirección opuesta al pecado, sin excusas.

Me ha pasado a lo largo de mi vida, que he caído y caído en la pornografia, fueron 26 años de lucha pero de una lucha perdida, ya que lo hacía confiando en mí y en mi autosuficiencia como si en esa área no tuviera Dios, una característica de una adicción con esta es que no te deja madurar como hombre y menos como un hombre de fe, te mantiene inmaduro necesitando leche espiritual, era un hombre de 26 años de camino y todavía estaba tomando teta, ya que no había ni crecido ni madurado.

LA PORNOGRAFÍA NO TE DEJA CRECER

Este pecado en general no le permite crecer a los hombres, por eso es que ahora ve generaciones de hombres irresponsables, en donde han extendido su adolescencia hasta los 25 años, son hombres con poco carácter para cortar con lo necesario para abandonar la pornografía. No son capaces de dejar de lado el Playstation para ir en pos de una relación saludable con Dios, no son capaces de dejar un noviazgo tóxico, tal cual me paso en mi juventud, no son capaces de dejar las cosas de niños, ¿por qué? Por que no han crecido y la pornografia los ha neutralizado a tal punto que aún luchan con los mismos sentimientos de aceptación, de autoestima, de soledad que luchaban siendo niños, luchas que se han extendido por la naturaleza misma de la pornografía.

SOLO EL SEÑOR TIENE EL CONSEJO EFECTIVO

La escritura tiene el consejo preciso para nosotros, en todas las áreas de nuestra vida, el Señor nos dejó directrices de cómo debemos actuar y eso nos llevará a madurar como hombres, y sobre todo los que tenemos que madurar ya que tenemos hijos que guiar, esposas que llevar a los pies de la cruz.

Alguna vez en alguna charla, con un pastor, hablamos de la obediencia, él decía que debía ser una obediencia con conciencia, meditada, entendida, pero yo no estoy de acuerdo, sobre todo en la condición de adicción, es muy difícil obedecer con conciencia, y una obediencia aunque sea a ciegas, trae bendición, por ejemplo el corte radical, leer las escrituras a diario, la confesión de tu pecado a otros y sobre todo el pecado de la pornografía que si no lo hablas, te aseguro que seguirás adicto, es imposible salir de tu pecado sin confesarlo, el Señor nos dejó el consejo para ello. Prov 28:13 Quien encubre su pecado jamás prospera; quien lo confiesa y lo deja, halla perdón.

¿QUE DEBEMOS HACER?

Por lo que tenemos que hacer es empezar a leer la palabra de Dios, y a poner en práctica todo su consejo, empezar por el arrepentimiento, después la confesión de los pecados unos a otros, después la renuncia radical a nuestro pecado(cortar todas las manos que sean necesarias) y por último rendir cuentas a algún hermano en la fé.

¿QUE NECESITAS PARA EMPEZAR?

Contactanos podemos ayudarte a encontrar el camino.

Recuerda siempre las siguientes palabras Josue 1:7-9

Pero tienes qué esforzarte y ser muy valiente. Pon mucho cuidado y actúa de acuerdo con las leyes que te dio mi siervo Moisés. Nunca te apartes de ellas, ni a la derecha ni a la izquierda, y así tendrás éxito en todo lo que emprendas. Procura que nunca se aparte de tus labios este libro de la ley. Medita en él de día y de noche, para que actúes de acuerdo con todo lo que está escrito en él. Así harás que prospere tu camino, y todo te saldrá bien. Escucha lo que te mando: Esfuérzate y sé valiente. No temas ni desmayes, que yo soy el Señor tu Dios, y estaré contigo por dondequiera que vayas.»

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *